Asuntos Sociales hace balance de la labor realizada durante 2011

Cierra el año ofreciendo un gran número de servicios y ayudas a las personas más desfavorecidas.

La Concejalí­a de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de San Miguel de Abona, que actualmente dirige Nuria Marrero Donate, cerró el pasado año con un gran número de ayudas y servicios realizados, encaminados al bienestar de las personas más vulnerables del municipio.

En este sentido, la concejala Marrero Donate añade que “se ha trabajado muy duro para poder administrar equitativamente los recursos económicos con los que se contaba en 2011″, y matiza que,  “para el 2012 se contará con la misma partida económica en materia de emergencia social, lo que permitirá seguir, en la medida de lo posible, apoyando a la población sanmiguelera que más lo necesiten“.

Así­, el área de  Asuntos Sociales de San Miguel ha estado y estará formada por un gran equipo humano y profesional que trabaja dí­a a dí­a, con gran implicación, para sacar adelante el volumen de trabajo existente y ofrecer un servicio de calidad“.

Al respecto, la edil comenta que en 2011 fueron tramitadas 234 ayudas para alimentos, 11 tanto para alquiler como para medicamentos, 16 para gafas y audí­fonos, además de diferentes tratamientos de logopedia y fisioterapia, así­ como la tramitación de 47 pensiones no contributivas, 40 solicitudes de familia numerosa, 87 solicitudes de informes sociales para arraigo social, emigrante retornado y bonificaciones de comedor, etc… Asimismo, se han gestionado 16 solicitudes de PCI (Prestación Canaria de Inserción), 69 de reconocimiento de grado de discapacidad, 47 de reconocimiento de situación de dependencia, bonos sociales, además de acoger a 15 personas en el Convenio entre Instituciones Penitenciarias y el propio Ayuntamiento para el cumplimiento de penas de trabajo en beneficio de la Comunidad.

Nuria Marrero, matiza que “el área de Atención a Menores y a la Familia ha sido clave para paliar muchos casos de riesgo llevando a cabo labores de prevención, atendiendo a un total de 109 menores, con cuyas familias se han hecho intervenciones, con un continuo seguimiento, además de ayudarles en la compra de material escolar puesto que muchas de estas familias no pueden asumir estos gastos“.

También, destaca que “el Servicio de Ayuda a Domicilio es otro pilar básico dentro de la concejalí­a, ya que con 22 auxiliares, se permite atender a 105 mayores que reciben apoyo para realizar las tareas básicas de limpieza del hogar y aseo personal, siendo dicho servicio de carácter gratuito.

De igual modo, cita la Escuela infantilCapitán Galleta“, ubicada en Las Chafiras, con casi 100 niños y niñas de entre 4 meses y 3 años, que es un recurso fundamental para conciliar la vida familiar y laboral de las madres y padres. Y  el Centro de Estancias Diurnas “La Alborada” en San Miguel, que acoge a 19 personas con un alto grado de dependencia y lleva a cabo una doble labor, por un lado contribuye a que estos mayores reciban, entre otras, atención fisioterapéutica que contribuye a mejorar su condición de vida, y por otro lado supone una ayuda para las familias que están a su cargo.  Resalta, también, el  Club de la 3ª Edad, cuyo objetivo es que nuestras personas mayores disfruten de un envejecimiento activo participando en las diversas actividades que se ofrecen (yoga, baile canario, gimnasia, manualidades…). En relación a este estos servicios, no se alterará la subvención de 90.000 euros que percibe la Cruz Roja del municipio que se encarga del traslado de las personas mayores al Club de la 3º edad, al centro de dí­a, y de los usuarios y usuarias de Amisur y los Hermanos de la Cruz Blanca, así­ como del reparto de alimentos y ropa, la formación, labores de socorro, etc.

Finalmente, Marrero Donate, señala que desde el consistorio, el cual preside Valentí­n González, se han tomado entre otras medidas importantes, la modificación excepcional de la ordenanza pertinente, en cuanto a los requisitos para la concesión de ayudas de emergencia social, ya que se excluí­a a las personas que tuvieran deudas con la Administración Local, puesto que “era una  incoherencia, con la coyuntura económica vigente, que por tener algún tipo de deuda no se pudiera percibir una ayuda“.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.